Tenemos que hablar de Kelvin | Segunda parte

Por Regina Domínguez | CENTRO

Regina es diseñadora industrial y egresada de la Especialidad en Iluminación de Interiores de CENTRO de Diseño, Cine y Televisión.

________

Aún existiendo un esfuerzo por difundir la cultura de la luz y el diseño de iluminación como disciplina independiente y de gran relevancia, en México es un tema que está en una etapa inicial,   no por carencia de profesionistas exitosos, sino por la falta de aceptación en la sociedad como materia digna de estudiarse y en la cual especializarse.  

Desde que nació mi interés por el tema, escucho y leo repetidamente los nombres de los mismos diseñadores de iluminación. Considero que la educación en México, inducida por ellos mismos, puede ser un beneficio para nuevas generaciones; aprender de los más experimentados, de aquellos que tuvieron la oportunidad de estudiar en otro país cuando no había la posibilidad de hacerlo en México o que aprendieron a base de prueba y error.

La educación formal es una especie de atajo en el que se puede aprender a través de la experiencia de los demás, de sus aciertos y de sus errores, en una forma ordenada y acotada en el tiempo. Dedicar tiempo a transmitir conocimientos es además un beneficio del desarrollo de la disciplina en el país, más aún considerando que la gran mayoría no tiene la posibilidad de cursar estudios en el extranjero.

La docencia también se trata en gran parte de incentivar al alumno a que desarrolle una postura ante un tema, de acercarlo lo más posible al mundo real y a lo que se enfrentará. Quienes dedican su tiempo a la enseñanza transmiten una diversidad de técnicas y experiencias para que, a partir de esta confidencia, cada alumno cree su propio juicio y proceso de diseño.  

La mayor ventaja de un programa diseñado por expertos locales es que centra su atención en las necesidades de la industria mexicana; estudiar en otro lugar puede tener un enfoque muy distinto por cuestiones culturales.

Antes, en México no había diseño de iluminación como tal. [Continuar leyendo]

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.